DR. SALVADOR NEBRO COBOS

Ojo Vago

RESOLVEMOS TUS DUDAS E INQUIETUDES

952 47 83 42

Ojo Vago o Ambliopía

Lo que vulgarmente se conoce como ojo vago, se denomina técnicamente ambliopía.

La ambliopía es una situación que puede afectar a uno o a los dos ojos, en la que existe una disminución funcional de la agudeza visual sin que haya una alteración anatómica visible. Es decir cuando exploramos los ojos, estos están “sanos”, pero no ven bien.

Afecta de un 2-5% de los niños en edad escolar, y constituye la falta de visión más fácilmente tratable.

Se produce por una falta de desarrollo en la visión. Cuando nacemos, no vemos como un adulto, sino mucho peor, y la visión se va desarrollando en los primeros años de nuestra vida conforme crecemos.

Para explicar el fenómeno de la ambliopía suelo usar el símil del crecimiento en altura. Nuestra especie desarrolla la visión hasta los 8 o 10 años, de la misma forma que crece hasta los 18 o 19 años. Si alguna causa afecta al desarrollo de la visión o al crecimiento en altura, aunque la tratemos de adulto ya no conseguiremos gran cosa porque tanto el periodo de desarrollo visual como el de crecimiento se han cerrado. Igual que no conseguiremos que un adulto crezca tratando un déficit alimenticio de adulto tampoco conseguiremos que un ojo mejore su techo de visión corrigiendo un defecto de gafas en edad adulta.

Es muy importante el diagnóstico precoz , porque mientras antes tratemos la ambliopía, mejores resultados obtendremos. Por eso es esencial hacerle revisiones a los niños en edades en que aún es posible un tratamiento efectivo. El niño difícilmente se va a quejar de que no ve bien, porque nunca ha visto mejor, es su situación natural. Eso suele sorprender a algunos padres, pero… si nunca se ha quejado; no esperemos que un niño con ambliopía se queje de que no ve bien.

La edad ideal para la primera revisión sería, si los padres notan algo anormal en cuanto lo noten, pero si aparentemente todo está bien, cuando el niño colabore, normalmente en torno a los cuatro años.

Causas de la ambliopía u ojo vago

La ambliopía se produce normalmente cuando una causa “entorpece” la visión de uno o los dos ojos.

Estrabismo

Si hay estrabismo, cada ojo está mirando a un punto diferente del espacio, esto genera un fenómeno conocido como confusión. Para evitar éste, se desarrolla como mecanismo defensivo la ambliopía. El cerebro “elige” ver con un ojo, y el otro se va quedando vago, de esta forma no hay confusión.

Anisometropía

La anisometropía es la diferente graduación de gafas de ambos ojos. Cuando esta diferencia es importante, se puede desarrollar ambliopía. Es la causa más frecuente

Privación de estímulos

Cuando hay una opacidad en el ojo que permita una imagen de calidad, como por ejemplo la presencia de una catarata, puede causar ambliopía.

Síntomas de Ojo Vago

El ojo vago como tal, solo muestra una disminución de la visión. El niño, difícilmente, como hemos explicado antes, se va a quejar de que no ve.

Las causas que provocan ojo vago, sí pueden generar otros síntomas, además de la ambliopía, como alteración de los movimientos oculares, dolores de cabeza, etc

ojo vago ambliopia fuengirola mijas

Tratamiento ojo vago

En primer lugar, hemos de tratar la causa. Si un niño tiene un defecto de gafas que ha provocado una ambliopía, el primer paso será mandarle gafas.

Una vez que hemos corregido el defecto de gafas, mediante oclusiones (parches), tapando el ojo bueno, estimulamos la visión en el malo. El ritmo de las oclusiones variará de un niño a otro. También se pueden usar gotas para “empañar la visión del ojo bueno”

Cuando hayamos recuperado la visión del ojo ambliope con parches, se dejará normalmente durante algún tiempo un parche de mantenimiento para que no haya recaídas.

En la farmacia hay variedad de parches de diferentes tamaños. El parche se coloca pegándolo sobre la piel. El niño a veces no acepta bien los parches, porque supone taparle su ojo bueno. Cuando el niño tenga el parche puesto es importante que esté haciendo una actividad de interés para él, no que esté medio dormido.

Es importante la colaboración, en algunos casos, de los profesores, para que lo estimulen positivamente

Ojo vago en Adultos

En adultos, ya no podemos tratar el ojo vago, solo podemos tratar la causa que lo provocó. Si el techo de visión de un ojo vago es de un 40% por un defecto de gafas, por ejemplo, si intervenimos y quitamos el defecto de gafas, el techo de visión seguirá siendo del 40%, aunque en este caso no necesitará gafas.

¿Se opera el ojo vago?

El ojo vago no tiene cirugía. Se puede tratar quirúrgicamente la causa. Por ejemplo, si un niño tiene una catarata congénita, que está produciendo una ambliopía, hay que operarle la catarata.

¿Cómo detectar un ojo vago?

Es imprescindible la exploración por parte de un oftalmólogo para detectarlo, con dilatación de las pupilas para graduar bien al niño, y descartar la presencia de causas que provoquen ambliopía.

Si usted reside en el área de Fuengirola, Mijas, Torremolinos, Calahonda, Marbella, etc, le invitamos a solicitar cita en nuestra Clínica Oftalmológica en Fuengirola, ubicada en pleno centro, dotada con la mejor tecnología y con un excelente servicio y trato personalizado.

Ir arriba